Santo Domingo, RD.- Mientras las puertas de los distintos negocios de las principales zonas comerciales del Gran Santo Domingo permanecían cerradas este sábado, atendiendo a la disposición de toque de queda, los chiriperos hacían de las aceras y esquinas sus puestos de venta exentos de la regulación gubernamental.

Los vendedores informales de plátanos, yuca, cocos, frutas y otros productos se mantenían en las aceras de la avenida Duarte, la calle José Martí y calle Barahona, así como las inmediaciones del Mercado Nuevo, ignorando, en muchos de los casos, hasta el uso de mascarilla que busca evitar la propagación del Covid-19.

Sobre sacos, cartón, mesas de madera o hasta sillas, los chiriperos desplegaban sus mercancías, mientras se protegían del sol arrimados a un árbol o bajo una lona que levantaban con palos y amarraban de cualquier lado.

Otros, por el contrario, se desplazaban con sus triciclos por las vías vociferando las ofertas y productos.

Durante un recorrido realizado por periodistas del Listín Diario, desde las 2:00 de la tarde, se pudo observar como no fue hasta cerca o pasadas las 3:00 de la tarde cuando los comerciantes informales comenzaron a recoger sus mercancías.

Nuevo horario

Este era el escenario durante el último toque de queda de fin de semana con horario de 12:00 del día a 5:00 a. m. y libre tránsito hasta las 3:00, puesto que a partir del próximo 27 de enero el horario de sábados y domingos será de 5:00 de la tarde a 5:00 de la mañana, con una gracia de libre tránsito hasta las 8 de la noche.

De lunes a viernes las restricciones iniciarán a las 7 de la noche hasta las 5:00 de la madrugada y  se tendrá una gracia de libre tránsito hasta las 10 de la noche.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

2 × uno =